☝ 5 consejos para enviar comidas frías y saludables en el regreso a clases presenciales ⚖

5 consejos para enviar comidas frías y saludables en el regreso a clases presenciales

  • Teletrabajo, nuevas tareas y los estudiantes vuelven a las aulas. Cada vez son más los cambios que provoca la pandemia mundial. Entre ellos emerge la necesidad de enviar comidas frías a los niños. Para esto, Edenred entrega 5 recomendaciones para cumplir con esta tarea de una manera efectiva.

Un gran número de alumnos vuelve a las aulas luego de las cuarentenas. El retorno de estudiantes se origina en comunas que salieron de cuarentena. Cada establecimiento escolar, que estuvo cerrado durante el periodo de confinamiento, realizó cambios para adaptarse a las nuevas circunstancias. Por ejemplo, en la actualidad existen clases híbridas y hay nuevas normativas para el consumo de alimentos de quienes integran la comunidad escolar.

En muchos colegios se suprime el uso de microondas para calentar las comidas. La eliminación del electrodoméstico provoca que los niños deban incluir nuevos alimentos en su ingesta diaria. Además, un dato preocupante es que el 54% de los alumnos presenta niveles de sobrepeso y obesidad, junto a la aparición de desnutrición en menores de edad.  según el último estudio del Mapa Nutricional Junaeb 2020.

Como se observa, existen efectos graves de la pandemia a más de un año de su aparición: problemas de malnutrición por exceso o por déficit en escolares. Los apoderados de niños que cursan la educación básica y media, preocupados por el bien de los escolares, se encuentran ante un problema más, ¿qué deben consumir los estudiantes para mantenerse saludables, dentro los índices sanos y que sea frío?

Para encontrar la mejor alternativa de alimentos, Bárbara Flores, nutricionista de Edenred ofrece 5 consejos útiles para que tanto niños como jóvenes en edad escolar obtengan nutrientes a partir de un menú atractivo, rico y variado.

  1. Incluya todos los grupos de alimentos durante el día.  Seleccione granos, (arroz integral, quínoa, avena), verduras de todos los colores, frutas (en los posible de fácil consumo o un jugo natural), lácteos o sus derivados (queso bajo en grasa, yogur sin azúcar) y proteínas (jamón de pavo o pollo en un pan blanco/integral o panpita permite el consumo de carnes en frío).
  2. El desayuno no puede faltar. Siempre hemos escuchado que la primera comida de la jornada es la más importante y siempre debe estar presente. Alternativas de consumo rápidos en la mañana son fruta, leche, una rebanada de pan o pan pita con palta y queso fresco. Otra alternativa es el cereal integral, fruta y yogurt. Elija una de las opciones y ya habrá completado la cuota nutricional de esas horas.
  3. Durante los recreos agreguemos una colación nutritiva. Añada frutas enteras o picadas, también piense en frutos secos sin sal o incluso, aunque no es tan usual, lléveles su verdura preferida con salsas de yogurt con ciboulette o hummus (pasta de garbanzos). Así nos aseguramos de que pasen un buen momento con los compañeros de curso, mientras consumen alimentos nutritivos.
  4. Ayúdese con un menú rotativo para la semana.  A veces no sabemos qué cocinar, el tiempo escasea y las tareas aumentan con el teletrabajo. Por eso le proponemos confeccionar junto a los niños un menú con alimentos que les gusten. Incorpore, si es posible, la mayor cantidad de grupos de alimentos.
  5. Demuestre su cariño con una linda preparación. Existe una gran oferta en el mercado de productos poco saludables con grandes colores que incentivan su compra. Reduzca el atractivo de las opciones del mercado con presentaciones rápidas y originales. Puede pintar la bolsa con un dibujo o mensaje para que vean al momento de comer, también puede cortar el pan en forma de rompecabezas o incluso anude la bolsa con forma de mariposa. Su imaginación es el límite.   
Actualidad, Educación, Gastronomía, Tendencias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *